Cuando la crisis toca la puerta…

No importa cuánto hayas estudiado, ni cuánto dinero tienes, nunca estarás preparado(a) para una crisis.  Hace tres meses que mi esposo perdió su empleo debido a los despidos de la Ley 7 del gobierno. Hoy puedo decirte que a pesar de los anuncios de que la carta llegaría, en lo más pronfundo albergamos la esperanza de que…